La continua odisea de los presos por la guerra antisubversiva de los 70

derechos-humanos-asesinos-3
Domingo 5/3/17: el Servicio Penitenciario les informa a los 2 presos que el lunes 6 a las 5 hs los trasladarían a tribunales para una audiencia ante el Trib. Oral 1.

Sorpresivamente a las 04.10, les informan que el móvil ya se encontraba en el Complejo

Llegan a Comodoro Py a las 05.50 hs., y son alojados en la celda para los procesados por Lesa Humanidad.

Pese a que la audiencia era a las 09.00 hs. de ese día, se los lleva a la sala de audiencias recién a las 11.30 hs.. Un “error horario”, les dicen. Van 6 horas!

Pero al rato les dicen que debido a un cuadro “hipertensivo” del señor Fiscal Dr. Oubiñas, no se haría la audiencia.

Cerca de las 12.00 hs. (¡van 8 horas!), regresan a la celda para procesados por Lesa Humanidad a esperar los lleven a la cárcel. La celda de espera es así

1. 2.50 mts. x 3 mts;
2. En la parte posterior y separado por un pequeño muro una “letrina”;
3. No hay agua potable ni siquiera para poder higienizarse;
4. Luz artificial las 24 hs.;
5. Sin aireación natural;
6. Pequeños ventanales que permiten determinar si es de día o de noche;
7. Una especie de “camastro”, para poder sentarse hecho de hormigón;
8. Casi todas las paredes manchadas con inscripciones con signos evidentes de haber sido ocupada por presos comunes;
9. Y otros detalles que no es necesario precisar.

Siendo las 18.20 hs. (¡van 14 horas!) continúan allí encerrados, presentando ambos sendos cuadros de indisposición (uno con 165 de hiperglucemia en sangre, y el otro con sangrado nasal con posible cuadro de hipertensión), motivo por el cual se solicita una entrevista con el Jefe de turno, y a éste, atención médica.
Respuesta: no hay allí profesional médico ni enfermero, por lo que lo piden.

Una hora después, 19.30, llega el médico que corrobora el cuadro de de uno mientras que el el sangrado nasal del otro pudo haber sido ser producto de un “pico” de alta presión diagnosticando que ambos cuadros pudieron ser producidos por un cuadro de “stress”.

Se labra un acta firmada por ambos, sin darles copia.

Permanecen así hasta las 01.50 AM del día martes 07 (¡van 21 horas!), cuando un móvil de Traslados los busca y los lleva a la Unidad carcelaria arribando a las 02.30 AM horas, es decir 22 horas después de la partida.* ¡Van 23.30 horas!

Los señores jueces del tribunal que los han hecho venir saben perfectamente cómo son las idas y vueltas de estos hombres de edad avanzada, saben dónde los alojan y cuánto esperan en condiciones infrahumanas.

Estos magistrados se vuelven contentos a sus casas después de suspender la audiencia sin preocuparse más por nada y con la satisfacción del deber de justicia cumplido.

 

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s