Prisión domiciliaria para Cozzani

El tribunal oral federal 1 de La Plata hizo lugar a un pedido del prisionero político Norberto Cozzani, y en un fallo dividido el 6 de febrero dispuso concederle el beneficio de la prisión domiciliaria. La medida lleva la firma de los jueces subrogantes Alejandro Esmoris, Germán Castelli y Pablo Vega, y a pesar de tratarse de un fallo dividido, culminó con el beneficio para Cozzani.

casa-mariani-teruggi
Cozzani había sido condenado a perpetua en 2012 por un enfrentamiento con terroristas que habían montado una imprenta clandestina donde se editaba la revista “Evita Montonera”, en la casa sita en calle 30 entre 55 y 56 de la ciudad de La Plata. Según cuentan memoriosos vecinos del lugar y los medios gráficos de la época, el enfrentamiento de las Fuerzas Legales con estos despiadados asesinos se extendió entre 3 y 4 horas, debido a que el armamento que poseían dentro de la casa era abundante.
Milagrosamente, la bebé Clara Anahí Mariani, de 3 meses de edad en ese momento -hija de Diana Teruggi, feroz terrorista montonera que murió en aquel enfrentamiento- resultó ilesa de aquella locura guerrillera en la que la involucró su propia madre, siendo rescatada por algún uniformado que se compadeció al ver aquella bebe, inocente vástago de tan crueles asesinos.
A Cozzani, lo acusan también en la misma causa que investiga la apropiación de esta bebé, hija de la pareja formada por Daniel Mariani y Diana Teruggi, muertos en enfrentamientos en 1977 y 1976 respectivamente.
También es acusado por 17 detenciones y apremios ilegales en el CCD Puesto Vasco de Quilmes, por lo que esta decisión de la justicia de concederle la prisión domiciliaria motivó el rechazo de los organismos de derechos humanos.
La agrupación h.i.j.o.s. de La Plata, alzó su voz reclamando que en varios informes médicos encargados por la justicia se admitía que el prisionero está en condiciones de cumplir su condena en el penal de Ezeiza donde se encontraba alojado.
Sin embargo el tof 1 decidió atender los informes presentados por la defensa del preso político, en los que se advertía un deterioro en su estado de salud, lo que derivó en una autorización para trasladarlo a la vivienda de su hermana en Villa Luro, ubicada a 20 cuadras del Hospital Álvarez de Floresta.

¿Derechos Humanos para todos?

Como siempre, los organismos de derechos humanos lanzaron su veneno y despotricaron:  “esta nueva prisión domiciliaria forma parte del intento del gobierno de morigerar las penas a los genocidas aplicando una mirada distorsiva sobre la situación de salud de los condenados”.

 

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s