Chaco: La defensa pide la nulidad del juicio en la “Causa Caballero II”

justiciaaLos cuatro abogados alegaron la inocencia de sus defendidos usando distintos argumentos y en algunos casos, con duras chicanas hacia la fiscalía.

El día de ayer (viernes 23) tuvo lugar en la sede del tribunal oral federal de Resistencia el séptimo día de audiencia en la causa que han denominado “Caballero II”, por supuestos hechos que habrían ocurrido en la ex Brigada de Investigaciones de la Policía del Chaco durante el último gobierno cívico-militar y comenzaron a escucharse los alegatos de los abogados defensores de los doce detenidos por causas políticas (diez Policías y dos Militares) que plantearon la inocencia de sus defendidos, pidiendo que sean liberados.

Los alegatos fueron realizados por los defensores oficiales Juan Manuel Costilla y Federico Carniel (abogados de los Policías José Manuel Rodríguez Valiente y Ramón Meza, y del Militar Luis Alberto Petetta). Además alegaron los defensores José María Cardozo (abogado del Militar Tadeo Luis Bettolli) y Pedro Mañanes (abogado de Enzo Breard).

En la audiencia anterior, los Militares José Tadeo Bettolli y Luis Alberto Patetta,  declararon por sistema de videoconferencia desde el penal de Marcos Paz durante casi una hora cada uno rehusándose a responder preguntas y objetando este proceso en lo que fue un valiente alegato contra estos “juicios” en los que se está condenando sólo a los uniformados que integraban las fuerzas legales y no a los terroristas que hace 40 años atrás obligaron a que un gobierno democrático ordenara  “neutralizar y/o aniquilar el accionar de los elementos subversivos”.

Por ese motivo, el tribunal integrado por Eduardo Belforte, Mario Alurralde, Juan Manuel Iglesias y Delfina Deogens dispuso que esos planteos sean trasladados al abogado defensor Juan Manuel Costilla para que éste los presente ante las partes en el día de ayer.

PEDIDO DE NULIDAD Y ABSOLUCIÓN

El doctor Costilla pidió la nulidad del juicio oral y la absolución de sus defendidos en base a tres puntos: la invalidez del proceso por afectación del derecho de defensa y el principio de “non bis in idem (esto significa que ya fueron juzgados los hechos en un proceso anterior ); la irretroactividad de la ley penal por prescripción, y sobre todo, la objeción a la participación del juez de instrucción Carlos Skidelsky, quien fue recusado en sendas oportunidades en el año 2012 por el prisionero político Luis Alberto Patetta a raíz de una supuesta imparcialidad, según la consideración del Militar.

Según el letrado defensor Costilla el reclamo de su defendido nunca fue contestado, ni por admisión ni rechazo del pedido. Haciendo un poco de historia, cabe recordar que Skidelsky se inhibió, la investigación pasó luego al juez Frencia, que también fue recusado, y el proceso pasó por varios magistrados, hasta que volvió a Skidelsky, quien consideró que la causal de inhibición ya había cesado y retomó el proceso.

Por todo ello, el abogado defensor Costilla planteó que La intervención de Skidelsky fue ilegal y nulifica todo acto que haya realizado, situación insalvable porque no era el juez natural de la causa, nulificando el auto de elevación que origina el juicio oral y por lo que exigió la absolución de los imputados.

INTERRUPTIVO Y EXTEMPORÁNEO

En respuesta a Costilla, querellas y fiscales manifestaron que se trata de “cuestiones que deberían haber sido pronunciadas al inicio de los debates, al momento de las preliminares”, y pidieron que sean rechazadas “in limine”. “Se introducen planteos extemporáneos, que ya fueron resueltos y fueron confirmados por la Cámara de Casación” precisó el querellante Mario Bosch. Además consideró que se trata de “recursos interruptivos del mismo proceso, con el fin de dilatar los debates”.

Fue así que después de una interminable audiencia, que comenzó cerca de las 9 y finalizó poco antes de las 18, y con los ánimos de los defensores de los terroristas cargados de tensión que se reflejaba en múltiples chispazos gestuales, el tribunal pateó la pelota para adelante pasando el debate al próximo 6 de octubre, para que desde la parte acusadora se formule de modo acabado la respuesta a los planteos defensivos.

Fue más que evidente que la fiscalía y la querella salieron frustrados de la sala de audiencias, tras escuchar a las defensas, por lo que se espera un duro enfrentamiento verbal a la hora de las réplicas y las dúplicas.

CUARTO JUICIO

Este es el cuarto juicio “de lesa” en el Chaco (“no una residual, porque no se trata de de un residuo, sino de una continuidad” según argumentó el juez Belforte), luego de la causa “Caballero Lucio Humberto y otros s/ tormento agravado” que comenzó el 5 de mayo de 2010 y culminó el 13 de diciembre de ese año, siendo el primer fallo por una causa “de lesa” en esa provincia. En este proceso (simulacro de juicio) se “juzga” a ocho ex Policías y dos  Militares.

Los prisioneros de la venganza terrorista son:
Comisario General de la Policía del Chaco José Rodríguez Valiente
Suboficial Principal de la Policía del Chaco Albino Borda
Sub Oficial Mayor de la Policía del Chaco Gabino Manader
Suboficial Principal de la Policía del Chaco Jorge Ibarra
Sargento de la Policía del Chaco José Marin
Teniente Coronel del Ejército Argentino José Tadeo Betolli
Teniente Primero del Ejercito Argentino Luis Patetta

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s