Paraguay extraditará al Gendarme Britos

Paraguay extraditará al Comandante de Gendarmería Eduardo Abelardo Britos, acusado por “delitos de lesa humanidad” durante el gobierno militar.

El Comandante de Gendarmería Eduardo Abelardo Britos, será extraditado desde Paraguay a la provincia de La Rioja, donde está acusado de tormentos y muertes de los sacerdotes católicos Carlos de Dios Murias y Gabriel Longueville y de un conscripto, en hechos ocurridos durante el ultimo gobierno militar en el país. Así lo confirmó hoy el juez federal de La Rioja Daniel Herrera Piedrabuena, quien detalló que la novedad proviene de la Corte Suprema de Justicia del Paraguay, vía la embajada argentina en ese país, según declaraciones realizadas al diario local El Independiente.

El juez estimó que Britos llegaría a La Rioja entre febrero y marzo próximos, y evaluó que la extradición implica “pasos decididos y firmes de la Justicia que estamos dando contra estos imputados que, en su momento, lograron evadirse”. Britos estaba prófugo desde hace dos años y había sido rastreado, sin éxito, en varias provincias argentinas.

Luego, el Gendarme cruzó la frontera con Paraguay y en mayo de 2009 Piedrabuena libró su orden de captura internacional. También había fijado una recompensa. Britos fue localizado por Interpol Paraguay, en la ciudad de San Lorenzo, en el Departamento Central de ese país, luego de seguir pistas por Internet y vía telefónica, ya que el acusado mantenía comunicación con sus familiares.

El gendarme llegó al vecino país en junio pasado, luego de atravesar Ciudad del Este, y alquilaba una casa en el barrio Fátima, en la ciudad donde fue hallado. Una vez conocida su captura, la Justicia federal riojana solicitó la extradición internacional. Entonces, en un fallo de primera instancia el juez Penal de Garantías 10 de Paraguay, Rubén Gustavo Ayala Brun, denegó el pedido por entender que los delitos que se le imputaban habían prescripto.

En la apelación, la Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia revocó la sentencia del juez el 4 de enero último, y reconoció que los delitos de lesa humanidad tienen el carácter de imprescriptibles. Eduardo Abelardo Britos, de 60 años, era alférez en el Escuadrón 24 de Gendarmería, con asiento en Chilecito. Britos se retiró de la fuerza con el cargo de Comandante.

El acusado está imputado, junto al General retirado Luciano Benjamín Menéndez, ex titular del Tercer Cuerpo de Ejército con asiento en Córdoba, por “homicidio calificado y falsedad ideológica” en la muerte del conscripto Roberto Villafañe.

 

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s